domingo, 4 de octubre de 2009

Jor. 6: FC. Barcelona - UD. Almería


Partido a priori que iba a ser un paseo para los cules, atendiendo también a las goleadas del año pasado, pues al final todo ha transcurrido como ha querido el Almería. Con la salvedad de que Pedro no tiene un caché que le haga crear peligro a los rivales, y por tanto, le dejan la distancia suficiente para meter un gol.

Hablando ya del partido, decir que el planteamiento de Hugo Sánchez fue muy claro: marcajes individuales sobre Xavi (Chico) e Iniesta (JM. Ortiz) con lo que liberaba a la defensa de tener que tapar huecos o estar pendientes a la posible avalancha de los jugadores azulgranas. La maraña defensiva solo permitía disparos lejanos de Ibrahimovic o Messi, sin crear apenas jugadas de verdadero peligro.

También es cierto, que ese despliegue defensivo, no permitía muchas alegrías a la hora de atacar con Crusat y Uche arriba. A pesar de ello hubo jugadas donde se le podía dar un susto grande a los catalanes. Como varios pases de la muerte que no encontraron rematador al segundo palo.

Pero me centro en las actuaciones individuales de la UD. Almería, que como nota global le daría un 8:
  • Portero (Alves): Las tácticas de Hugo hacen que los rivales le creen poco peligro, pero lo poco que tuvo lo solventó muy bien, incluyendo una mano abajo sobretodo. En el gol poco pudo hacer.
  • Defensa (Michel - Guilherme - Acasiete - Pellerano): Buen trabajo colectivo, con una concentración desde el minuto 0. Solo un pero, la distancia que le dió Acasiete a Pedrito para que armara la pierna y metiera el gol.
  • Media (Bernardello - Michel): Otro buen trabajo recogiendo a los que se quedaban sueltos por el medio para que no acecharan el área de la UD. Almería.
  • Marcajes (Chico - JM. Ortiz): Impresionantes ambos,ninguno de los culés olieron la pelota con claridad. Y si el Barça pretende jugar con ellos y se los tapan, se crean un atasco que no saben por donde meter mano al rival. Con lo cual el Barça no es tan perfecto como algunos quieren vender.
  • Ataque (Uche - Crusat): Poco pudieron hacer entre otras cosas porque también hicieron una gran labor defensiva contra el Barça. Eso si, cuando hubo de disponer de alguna jugada de peligro, metieron algún miedito.
  • Suplentes (Nieto - Piatti - Soriano): De Soriano poco que decir, casi no ha tocado el balón, salió para los posibles corners finales (pienso yo). Nieto, un poco frío, no ha sido un estilete a la hora de sustituir a Crusat. Piatti, revolucionó un poco el ataque como ejemplo la patada recibida por detrás de Puyol que se libró de la roja directa.
En otras cosas del partido, cabe destacar:
  • Árbitro: Los del Barça dicen que permitió el juego duro del Almería, y un posible penalty sobre Messi. Pues bien, yo diría más, el verdadero perjudicado ha sido el Almería con una mano dentro el área de Márquez que no la pitó. O la roja directa a Puyol sobre Piatti.
  • Afición: Con mucho miedito al final, incluso pidiendo la hora como si esto fuera un Chelsea-Barcelona.
Después de esta previsible derrota, al menos se ha heco un trabajo concentrado sin alharacas, permitiendo que el rival no haga su juego. Todo al contrario del año pasado, donde por jugar a la contra, en media hora ya llevábamos 4 goles.

Ahora a esperar 15 días para enfrentarse a un rival directo como es el Málaga. El planteamiento no será el mismo, por supuesto, pero sí pido que salgan con la misma concentración, ya que el Málaga es un rival directo en la tabla, slo hay que recordar que el año pasado casi hacemos internacionales d nuevo a Salva y Luque. Todo ello a la espera de saber los resultados del resto de la jornada, y que nos podrían situar en algún puesto más que peligroso.

1 comentario:

Magortiz dijo...

Hola. El Almería se echó un muy buen partido, ay aunque los culés se enfade, el marcaje de Chico fue muy efectivo. Lo único que nos faltó fue apretar un poco más en los últimos 10 minutos. Los teníamos ya, hubiéramos sacado al capi en vez de Soriano o algo, pero intentar el empate, aunque nos hubieran metido más.
Un saludo Wakinnebis
La Escuadra de Mago